Juan Carlos Valverde

Juanma Moreno Bonilla miente descaradamente

El presidente de la Junta de Andalucia Moreno Bonilla miente descaradamente sobre el impuesto de sucesiones y donaciones, promesas incumplidas y traición a quienes en el confiarón. Desvelamos su codicia y falsedad aportando sus falsas promesas, la hemeroteca esta precisamente para eso Sr. Bonilla, y esto es solo parte de todo un gran archivo con sus mentiras y falsedades.

Juan Carlos Valverde entrevista al Dr. Carlos Rodríguez Braun catedrático en la Universidad Complutense de Madrid

Juan Carlos Valverde presidente de la asociación #STOPImpuestoSucesiones, entrevista al Dr. Carlos Rodríguez Braun (Buenos Aires; 1948) Economista Hispano-Argentino y catedrático en la Universidad Complutense de Madrid.

Nos transmite su visión sobre el Impuesto de Sucesiones en España, y mas concretamente en Andalucía.

La dura realidad que nos quieren ocultar sale. Por que la verdad no se puede mantener en secreto durante mucho tiempo.

El Injusto impuesto de Sucesiones que saquea a la clase trabajadora y ahorradora.

#Braun #Unidoslolograrmos
#STOPimpuestosucesiones
#Susanalacruel #plenoand #pedrosanchez #susanadíaz
#sevilla #huelva #cádiz #málaga #córdoba #almería #granada #jaén #andalucía #psoe #psoedeandalucía
#lavozdelpueblo #JusticiaSocial #ImpuestodeLadrones #Impuestos #Sucesiones
#ConstituciónEspañola #Art14 #Art31 #Aragón #Asturias #Fencis

La plataforma contra el Impuesto de Sucesiones (FENCIS) se prepara para elevar sus quejas a Europa

Las plataformas que luchan contra el Impuesto de Sucesiones y donaciones demandarán al Estado español por crueldad innecesaria, prevaricación y otros delitos, todos relacionados con el Impuesto, elevarán su protesta hasta los tribunales y las instituciones internacionales y boicoteatrán en las próximas elecciones a los partidos que no incluyan en sus programas la supresión de ese impuesto cruel e injusto. 

Cansados de soportar el dolor y la impotencia de las víctimas, de llamar a las puertas de los políticos sin resultado alguno y de estrellarnos contra la indiferencia y la insensibilidad de los partidos políticos y las altas instituciones del Estado, FENCIS ha decidido dar un gran salto en su estrategia abriendo dos nuevos frentes en la batalla contra el impuesto más cruel, injusto e ilegítimo de España. El primero es la presentación de una demanda contra las administraciones españolas, nacional y autonómicas, por prevaricación, anticonstitucionalidad y violación de los derechos humanos básicos por mantener el Impuesto de Sucesiones y Donaciones y aplicarlo de manera injusta y arbitraria; el segundo es elevar el problema hasta el Parlamento Europeo, la Comisión Europea y el Tribunal Europeo de Derechos Humanos de Estrasburgo, ante el desinterés y la indiferencia de los políticos españoles ante la injusticia de ese impuesto y el inmenso dolor que causa a las víctimas. 

La Federación Nacional Contra el Impuesto de Sucesiones (FENCIS) ha sido creada recientemente para relanzar con más fuerza y mayor eficacia la lucha contra el Impuesto de Sucesiones, Donaciones y Plusvalías Mortis Causa, uniendo los esfuerzos y recursos de las organizaciones que ya luchaban por la supresión de ese tributo en Andalucía, Aragón y Asturias. 

En un comunicado difundido en toda España desde Madrid, donde los representantes de FENCIS han comparecido ante la prensa, se dice: 

"Estamos convencidos de que la lucha contra el Impuesto de Sucesiones es una batalla crucial en la política española porque ese impuesto, injusto, cruel y anticonstitucional, se ha convertido en un símbolo de la opresión y el abuso de poder en España, lucha que es suscrita y apoyada por los principales sectores de nuestra sociedad, Camaras de Comercio, Colegios profesionales y del Derecho, Asociaciones, Partidos, Federaciones..... La misma clase política reconoce que el impuesto ha quedado deslegitimado y la sociedad española se está movilizando, cada día con más fuerza, al conocer los muchos casos de sufrimiento, ruina e injusticia que padecen los herederos, las diferencias de trato existentes entre unas comunidades y otras y los daños de todo tipo que ese tributo causa a honradas familias y a numerosas empresas familiares, que tienen que cerrar ante la codicia de las administraciones, saqueadoras de herencias que representan el esfuerzo ahorrador de personas trabajadoras que, a la hora de morir, sienten consuelo al legar por un futuro mejor a sus familias los bienes que ellos han logrado reunir en vida. 

No podemos entender cómo un impuesto tan impopular, tan injusto y tan denostado por la población, que apenas representa el uno por ciento de la recaudación fiscal en España, es mantenido, contra viento y marea, por pura demagogia, por una clase política que en este asunto exhibe una arrogancia insoportable en democracia. 

Nos hemos entrevistado con todos los partidos políticos, hemos visitado las sedes parlamentarias, hemos presentado cientos de miles de firmas ante el Defensor del Pueblo, que ya en 2003 hizo suyos nuestros argumentos, hemos organizado manifestaciones y hemos inundado los medios de prensa, radio, televisión y redes sociales con manifiestos, denuncias con el relato de decenas de casos sangrantes de víctimas, en los que hay angustia, ruina, desesperación y hasta daños graves psicológicos por causa de la crueldad de un impuesto que está logrando que miles de familias renuncien a su legitima herencia porque no pueden pagar lo que la Administración les exige. 

Contamos con despachos de abogados y profesionales del derecho que están colaborando en la preparación de una sonora y sólida demanda contra el Estado español, por actuar con injusticia y crueldad contra su pueblo. Esa documentación, además de sustentar dicha la demanda, será elevada hasta el Parlamento Europeo, Comisión de Peticiones, Comisión de Derechos Humanos y los tribunales internacionales de Justicia. No estamos dispuestos a permitir tamaño abuso de poder en una clase política que, aunque lo haya olvidado, está al servicio del pueblo y sometida al bien común en democracia. 

Estamos convencidos también de que esta lucha que sostenemos contra el poder es valiosa para la regeneración de España y para la construcción de una sociedad más justa y decente. 

A pesar de las rebajas y reducciones al impuesto, todas ellas bien publicitadas por los políticos para detener una protesta popular creciente que les puede hacer daño en las urnas, el impuesto de Sucesiones y Donaciones sigue vivo, a pesar de que en la mayoría de los países de Europa retrocede o ya ha sido eliminado. Las rebajas y reducciones en España son parciales y diseñadas para tener más efecto mediático que eficacia real. En Andalucía se ha liberado de pago el primer millón heredado, pero esa medida sólo tiene vigencia por un año y no afecta a las donaciones, ni a los herederos que no sean hijos y nietos. En otras regiones como Aragón o Asturias las deducciones son meramente testimoniales, aplicándose igual y únicamente a los herederos de primera línea dejando desamparados a los muchos sobrinos y hermanos que cuidan de ancianos y a los que los moribundos quieren compensar su generosidad legándoles sus bienes. 

La situación, cuando se conocen a las víctimas, es tan dramática y cruel que hemos decidido tomar las riendas de nuestro destino y luchar hasta que el abuso y la injusticia no sean vencidos. 

Heredar en Madrid, Extremadura, Murcia, Canarias... y otras regiones cuesta cien veces menos que heredar en otras comunidades. Morir en las islas Canarias puede significar pagar mil veces menos por la herencia que si mueres en Gijón o Zaragoza. Es una diferencia que dinamita el concepto de igualdad entre los españoles garantizado por la Constitución, un argumento sólido que nuestros políticos desprecian porque les puede la codicia. 

Pero el drama mayor quizás no sea esa diferencia, sino la diabólica parafernalia que conlleva la aplicación canalla de ese impuesto. Se valoran los bienes al alza con el único fin de asegurar la mordida, en algunos casos de manera escandalosa, hasta el doble y el triple del precio de mercado, con el mismo objetivo se penalizan al máximo las donaciones. Si no puedes pagar lo que la administración te exige, en el mejor de los casos podrás renunciar a la herencia con todo lo que ello implica. La falta de liquidez y la dificultad de acceso al crédito ha provocado desde el comienzo de la crisis que las renuncias se incrementaran mas de un 400% en algunas regiones . Si la herencia fue aceptada no hay marcha atrás posible, no puedes vender parte de la herencia para liquidar ese impuesto, no se admite la dación en pago, si tratas de aplazarlo te aplicaran intereses desproporcionados, si después no puedes pagar, vendrán multas y recargos que engrosarán aún más la deuda y finalmente embargaran los bienes, subastándolos por una ínfima parte de su valor. Si con la subasta no se cubre, como es habitual, la cantidad demandada por la Administración, seguirás endeudado y se te embargan en esta ocasión los bienes restantes de tu propiedad y aun así caso de no cubrirse la deuda seguirás debiendo lo restante más sus intereses generados mes a mes. Todo un calvario de locura, injusticia, indefensión y crueldad que hipoteca de por vida a miles de honestas familias. 

Hemos convocado hoy a la prensa aquí, en Madrid, para haceros llegar estas verdades e intentar convenceros de que luchar contra este impuesto, nosotros desde la sociedad y vosotros desde los medios, es una causa noble y decisiva, quizás crucial porque la lucha contra el impuesto de Sucesiones y Donaciones, el más cruel y odiado de los impuestos existentes, representa la primera rebelión ciudadana seria contra un impuesto en la España moderna. 

Y un anuncio final: nos comprometemos a boicotear a los partidos que acudan a las elecciones defendiendo el mantenimiento de ese impuesto inicuo y recomendaremos el voto a los partidos que prometan su supresión. Nuestros cálculos indican que FENCIS puede mover más de un millón y medio de votos. 

Nos comprometemos a manteneros informados de nuestros pasos y de la marcha de nuestra lucha. Y os pedimos que nos ayudéis a difundir la magnitud de esta injusticia y a derrotarla." 

Más información: https://www.votoenblanco.com/Las-plataformas-contra-el-Impuesto-de-Sucesiones-anuncian-estrategias-de-gran-dureza_a7127.html

Un impuesto canalla

Juan Carlos Valverde, presidente de Stop Impuesto Sucesiones, la asociación que lucha contra el Impuesto de Sucesiones en Andalucía, ha definido como "impuesto canalla" al tributo que penaliza las herencias, el mas injusto, anticonstitucional, impopular y denostado de España, en una intervención en el madrileño teatro de La Latina, ante un auditorio convocado por el partido VOX, donde se dió la oportunidad de defender sus causas a varios representantes de la sociedad civil española.

La recién creada Federación Nacional Contra el Impuesto de Sucesiones (FENCIS), que une a las organizaciones de Andalucía, Aragón y Asturias y que ha decidido utilizar todas las tribunas posibles para difundir por todas las tierras de España la lucha contra el Impuesto de Sucesiones y Donaciones, posiblemente el tributo más impopular y denostado por la ciudadanía, estuvo representada por el presidente de Stop Impuesto Sucesiones (Andalucía), Juan Carlos Valverde, que defendió el sábado 10 de marzo, en el madrileño teatro de La Latina, en un acto organizado por el partido VOX, la necesidad de eliminar con urgencia el más cruel, impopular, anticonstitucional y antidemocrático de todos los impuestos existentes en España.

Representantes de FENCIS han tenido previamente contactos con Mariano Rajoy, Albert Rivera y representantes de UPyD, entre otros líderes políticos, y preparan entrevistas con el resto de los partidos, a los que quieren convencer de que ese impuesto debe ser eliminado y deben también solucionarse los dramas familiares que ese tributo ha ocasionado, con empresas familiares cerradas, familias arruinadas, embargos y deudas impagables que crecen por los impuestos que aplican las administraciones públicas.

Valverde defendió en el abarrotado teatro madrileño el carácter "canalla" del Impuesto de Sucesiones y Donaciones, por su capacidad de destruir empresas y familias, al mismo tiempo que deteriora la economía española, espanta a los inversores y provoca situaciones de extrema injusticia y dolor entre los que se arruinan por haber heredado o tienen que renunciar a sus herencias ante la imposibilidad de pagar lo que las administraciones, implacables y sin piedad, les exigen.

Daniel Lacalle y Juan Carlos Valverde en exclusividad para #STOPImpuestoSucesiones

Daniel Lacalle (Madrid, 1967) es uno de los economistas con más tirón mediático de España. Reputado gestor de fondos en la City de Londres y embajador de la Comunidad de Madrid en la capital británica por la Cámara de Comercio, es capaz de traducir un sesudo análisis sobre los mercados y desentrañar los misterios de la crisis con palabras que todo el mundo entiende.

La pizarra de este gurú liberal lo mismo disecciona el impuesto con peor fama del sistema tributario español que la tormenta financiera desatada por la posible declaración de independencia en Cataluña. El economista conversa con Juan Carlos Valverde donde ha compartido mesa y mantel con miembros de la Asociación Stop Impuesto Sucesiones.

Juan Carlos Valverde, nuestro presidente arrancaba su discurso y no dejaba títere con cabeza.

Respuesta de Juan Carlos Valverde a la expulsión del Parlamento Andaluz

La Junta de Andalucía y sus secuaces se rieron una vez mas del drama social vivido por miles de familias. Ni tan siquiera les miraron a la cara, actitud delatadora y cobarde de quien sabe traiciona por sus intereses al pueblo a quien dice representar. Son peor que animales, pues estos al menos tienen un verdadero instinto de protección al grupo.

Momento de la expulsión del parlamento

Resumen de la expulsión

Juan Carlos Valverde responde a Susana Díaz y María Jesús Montero sobre el impuesto de sucesiones

Réplica a las noticias de Susana Díaz y María Jesús Montero sobre el impuesto de sucesiones

La presidenta del Gobierno andaluz, Susana Díaz, ha dejado meridianamente claro que su posición es la de dejar morir al impuesto de Sucesiones. Por dos motivos, porque su voluntad es la de cumplir el acuerdo parlamentario con Ciudadanos y porque cree que este tributo ha sufrido "un proceso de deslegitimación", en el que se han empleado argumentos injustos, pero también justos. De este modo, Díaz, en un encuentro que organizó ayer la Cadena Ser en Sevilla, adelantó que reformará el impuesto y que, para ello, está pendiente de la cantidad de entregas a cuentas que realizará el Ministerio de Hacienda y de saber a cuánto llega la liquidación del presupuesto de 2016.

Estos dos conceptos sirven para financiar el día a día de la Junta, son las cantidades que Hacienda revelará a finales de julio, el primero es un adelanto por los impuestos cedidos y el segundo, el balance de lo sucedido con ellos en 2016, que debe estar en torno a los 1.000 millones de euros. Una vez sabido esto, el Gobierno autonómico formulará cuánto se puede reducir un impuesto, el de Sucesiones, por el que se ingresan unos 400 millones de euros. Otras fuentes de la Consejería de Hacienda valoraron que el impuesto se ha convertido en un instrumento impopular en manos de la oposición, que ha conseguido hacer del concepto un problema para el Ejecutivo andaluz.

Pero más allá de la coyuntura política de este año -el PSOE andaluz necesita a Ciudadanos para sacar los Presupuestos de 2018-, la reforma le dará el tiro de gracia a Sucesiones, ya que el próximo acuerdo del sistema de financiación autonómica lo dará por acabado. La intención de Susana Díaz y de su titular de Hacienda, María Jesús Montero, era esperar a la negociación del sistema, porque si el Gobierno central lo eliminaba, debería compensar económicamente a las comunidades autónomas con una cantidad similar a su recaudación. Pero no da tiempo. Puede que ese sistema esté listo para 2018, en el mejor de los casos, o 2019, pero la exigencia de Ciudadanos se debe solventar de modo inmediato, para comenzar a negociar las cuentas del próximo año.

Ciudadanos y el PP han logrado proyectar la sombra de una injusticia social sobre este impuesto, que en Andalucía era de los más caros de España, aunque se hubiese reformado hace unos meses. Al final, se ha impuesto en la opinión pública que es injusto, opina una fuente del Gobierno andaluz. Sea así o no, tiene sus días contados, en unos meses se escribirá su epílogo.En el encuentro de la Cadena Ser, la presidenta de la Junta subrayó que la estabilidad política de Andalucía es uno de los objetivos de los que nunca se va a apartar, con lo que viene a reforzar el acuerdo con Ciudadanos.

El Presupuesto de 2018 debe encajar una reducción del déficit hasta el 0,3%, lo que supone una reducción del gasto de 450 millones de euros o bien la compensación paralela con un aumento de los ingresos. A ello habrá que añadir que los ingresos dejarán de contar con los 400 millones de Sucesiones, por lo que, descartado otros aumentos impositivos, el encuadre de las cuentas dependerá de la mejora de la economía (mayor recaudación) y de la financiación de la deuda. En este sentido, la Junta firmó el pasado 18 de junio un crédito con el Banco Europeo de Inversiones (BEI) de 217 millones de euros para financiar algunas infraestructuras. Lo hizo a un tipo de 30 puntos básicos por debajo del impuesto por el Fondo de Liquidez Autonómica (FLA), que es el instrumento que ha servido para mantener vivas a las comunidades autónomas una vez que los mercados se cerraron como consecuencia de la crisis.

El crédito del BEI anticipa que la Junta volverá a financiarse en otros mercados privados y a intereses bajos, lo que redundará en una bajada de una de las partidas más importantes del Presupuesto, que es la refinanciación de la deuda.
Susana Díaz hizo un balance bastante optimista de la economía andaluza, incluso un tanto triunfalista, al considerar que ya se ha producido una parte del "cambio estructural" del sistema productivo. Sobre el papel, están los datos del paro registrado en junio, que suman 818.763 andaluces, 10.000 menos que el mes anterior. Susana Díaz aseguró que el desempleo bajará de los 800.000 a finales de 2017. "Ya hay 286.000 parados menos que cuando se produjeron las elecciones autonómicas de marzo de 2015", subrayó la presidenta. Los datos de turismo serán muy buenos este verano y las exportaciones van a cerrar el año con una cifra de 30.000 millones de euros venidos fuera.

Más información en: http://www.diariodesevilla.es/andalucia/Susana-Diaz-acabado-impuesto-Sucesiones_0_1150985488.html

Montero: «¿De dónde va a sacar el dinero el PP si elimina el impuesto de sucesiones?»

Andalucía acatará el objetivo de déficit impuesto por Rajoy pero lo califica de «castigo» a las familias.

La consejera andaluza de Hacienda y Administración Pública, María Jesús Montero, ha defendido este martes la legitimidad del impuesto de sucesiones y donaciones frente a la «campaña» de cuestionamiento y «deslegitimización» que, asegura, ha puesto en marcha el PP y a la que se unen asociaciones de afectados como Stop Impuesto Sucesiones.

En su comparecencia con posterioridad al Consejo de Gobierno, donde ha informado del «durísimo golpe y hachazo» a la Comunidad que a su juicio supone el objetivo de déficit impuesto por el Ejecutivo central, Montero ha criticado directamente al PP –omitiendo a Ciudadanos que plantea su bonificación– calificándolo de «irresponsable» por lanzar una «campaña de deslegitimización» del tributo que grava las herencias.

«Tampoco explica el señor Moreno Bonilla de dónde va a sacar los recursos» para mantener los servicios si elimina este tributo cedido a las autonomías, ha advertido en alusión a la propuesta del presidente del PP andaluz para bonificarlo al 99%.

La responsable de Hacienda ha asegurado que este impuesto «lo tenemos como un pago en especie» a las comunidades autónomas dentro del acuerdo de financiación del Estado y ha lamentado que el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, «no haya salido» a defender este tributo.

«Si el PP tiene tan claro que debe estar bonificado al 99% por qué no hace la bonificación fiscal» a nivel estatal compensando a las comunidades con los fondos que dejaría de percibir, se ha preguntado Montero, quien no quiere anticipar ninguna modificación en este sentido, como le plantea Ciudadanos, hasta conocer las entregas a cuenta que va a recibir Andalucía del Estado por su participación en los ingresos.
En relación a este debate, ha avanzado que su propuesta pasa por una armonización del citado tributo entre las distintas autonomías para salvar las diferencias actuales.

Por otro lado, la consejera ha denunciado que el objetivo de déficit (que obliga a la Junta a recortar en 900 millones de euros sus presupuestos para los próximos dos años) y el techo de gasto fijados por el Gobierno central «someten a Andalucía a un doble ajuste presupuestario». «Han asestado un durísimo golpe por parte de Rajoy a Andalucía», ha afirmado.
Pese a su rechazo a estas medidas de «austeridad a ultranza», que asegura que no se corresponden con la previsión de crecimiento y de ingresos impositivos, Montero ha querido dejar claro que las acatará. «Haremos rebeldía democrática pero en ningún caso rebeldía legal».

Más información en: http://sevilla.abc.es/andalucia/sevi-montero-donde-sacar-dinero-pp-si-elimina-impuesto-sucesiones-201707041430_noticia.html