Impuesto de sucesiones

Los contratos de un andaluz con la NASA, en peligro por culpa del impuesto de sucesiones

Ramón Ramírez Liñán es uno de los pocos españoles que ha cumplido el sueño americano. Con grandes dosis de ingenio y esfuerzo, Navteca, la empresa tecnológica que este programador sevillano fundó con su exmujer hace cinco años en EE UU, ha logrado vender sus aplicaciones de realidad virtual a la NASA.

La agencia espacial estadounidense la galardonó en 2016 como la mejor subcontratista del Centro de Vuelos Espaciales Goddard. Pero esta historia de éxito en la mayor potencia del mundo puede verse truncada por culpa del impuesto de sucesiones y donaciones.

El pasado 5 de abril, el empresario andaluz recibió en su domicilio de Greenbelt (Maryland) una providencia que le apremiaba a pagar antes de veinte días 118.681,93 euros por aceptar la herencia de su padre, fallecido el 19 de junio de 2007. Una deuda que este emprendedor no puede asumir si no es a costa de sacrificar su prometedor negocio justo cuando iba a expandirse a España.

De hecho, en 2017 contrató a personal español para extender la realidad virtual a otros campos como la educación y el turismo a través de la visualización de datos en 360 grados, una tecnología con una creciente demanda que puede encarnar una revolución semejante a la que protagonizó la telefonía móvil tiempo atrás.

Para trabajar en los campus que tiene la NASA, el Ejecutivo norteamericano exige a cualquier proveedor una autorización de seguridad (security clearance en inglés) «que se ve afectada negativamente por deudas con gobiernos externos porque incrementa el nivel de riesgo del individuo y puede reducir la confianza que el Gobierno federal tiene depositada en mí y en mi empresa», explica Ramón Ramírez a ABC desde el otro lado del Atlántico. «Si perdemos el security clearance por la deuda con la Administración andaluza,algunos proyectos que desarrolla Navteca serán asignados a otros de sus contratistas», se queja.

El Gobierno de EE UU exige no tener deudas con otros gobiernos para trabajar con la agencia aeroespacial

De hecho, el impuesto ya ha empezado a pasarle factura. En marzo tuvo que viajar a España para acudir a la sede de la Agencia Tributaria en Sevilla. Le habían dado cita el mismo día que entregaba un nuevo proyecto informático a la agencia aeroespacial.

En 2016, lanzó una aplicación que permitía trasladar virtualmente a cualquier espectador a la Feria de Sevilla y tener una visión esférica de cada detalle del recinto mediante el uso de un visor VR o unas gafas cardboard.

Actualmente desarrolla otras soluciones con técnicas como la nube para la central de la Nasa que pueden verse lastradas por la deuda fiscal. «También estamos haciendo visualización de datos científicos y un sistema de información geográfica en realidad virtual», explica Ramón, que ha recibido el firme respaldo de la Federación Nacional Contra el Impuesto de Sucesiones (Fencis) y la asociación Stop Impuesto Sucesiones, que preside Juan Carlos Valverde, en su cruzada contra el tributo.

Aparte de representar una pesadilla para toda su familia, que lleva diez años batallando contra la Junta de Andalucía, el impuesto puede arruinar el sueño americano del empresario. Hacienda reclama 118.681,93 euros (intereses de demora incluidos) a cada heredero del difunto Carlos Ramírez de la Lastra, un farmacéutico sevillano que invirtió sus ahorros de toda la vida en ladrillo con la creencia de que así iba a dejar asegurado el futuro a sus hijos.

El Teara anuló la liquidación dos veces por defectos, pero Hacienda ha abierto un tercer expediente

La Agencia Tributaria de Andalucía ha abierto el expediente hasta en tres ocasiones, después de que el Tribunal Económico-Administrativo Regional de Andalucía (Teara) anulara dos veces su liquidación al apreciar defectos de forma que la invalidaban. Como ningún hermano puede afrontar el desembolso, han pedido su fraccionamiento. Entre tanto, de forma inexorable ha comenzado la cuenta atrás para el embargo de sus bienes.

Como Ramón, sus cuatro hermanos, Fátima, Raquel, Carlos y Gabriel, que viven en Sevilla, han recibido las temidas cartas de Hacienda. Ya han saldado la factura del impuesto de su madre, que murió en 2011, pero la herencia de su padre sigue coleando casi una década después. Éste les dejó tres apartamentos, dos pisos en la capital y un cortijo en Villanueva del Río y Minas (Sevilla) que construyó su bisabuelo y ha sido durante años «el mascarón de proa» de la familia y lugar de recreo en los veranos de su infancia.

Dos de las hermanas lo explotan ahora como alojamiento turístico después de vender parte de la finca para obtener liquidez «porque no nos dejó un duro» y tras pedir un préstamo para rehabilitarlo porque «se caía a pedazos», apunta Raquel.

Ella y Fátima han montado una cafetería y un espacio cultural en Sevilla gracias a un crédito de 30.000 euros del ICO que siguen pagando. Con cuatro camareras en un negocio que da sus primeros pasos y la bola creciente de la deuda que amenaza con arrollarles, «estamos que no levantamos cabeza», se lamenta Fátima.

A Gabriel Ramírez ya le han embargado la nómina y tiene que alquilar a turistas una habitación en su propia casa para subsistir. Carlos, padre separado con dos hijos, se hizo cargo de la farmacia paterna. La deuda le ha obligado a rehipotecar su vivienda.

«Durante generaciones, nuestros padres nos enseñaron que había que tener un apartamento en la playa o una casita en el campo. Era «The Spanish Dream» (el sueño español), hasta que hemos descubierto que heredar es muy difícil. La mayoría no recibimos dinero en metálico para pagar», se desahoga el andaluz que ha conquistado a la NASA.

linan-kQYB--540x285@abc.jpg

«Sufrimos una asfixia económica insoportable»

La Consejería de Hacienda abrió en septiembre pasado un tercer expediente del impuesto de sucesiones después de que los dos anteriores fueran anulados por el Teara. «Da la impresión de que está dando sucesivos palos de ciego, a ver si en algún momento llegan a acertar con el resultado perseguido, pero todo ello a costa de unos contribuyentes que hemos de soportar los sucesivos expedientes, incertidumbres y embargos» y «una asfixia económica insoportable», expone el escrito que ha presentado el abogado de la familia Ramírez, Germán Saldaña, contra la última liquidación. El letrado alega que el derecho de la Junta a reclamar el pago está prescrito porque han pasado más de cuatro años desde que inició el expediente tras las anulaciones. También cuestiona la valoración de los inmuebles. El cortijo lo tasaron en casi un millón. La consejera María Jesús Montero, nueva ministra de Hacienda, acordó con Ciudadanos que las herencias de padres a hijos inferiores al millón de euros no tributen en Andalucía desde este año, pero la deuda de la familia Ramírez es anterior a 2018. La rebaja no se aplica con carácter retroactivo como pide el colectivo Stop Impuesto Sucesiones.

Su presidente y responsable de la federación nacional Fencis, Juan Carlos Valverde, ha asegurado a ABC que el Ejecutivo andaluz reconoció con la modificación del tributo «la injusticia cometida pero no arbitró medida alguna para paliar sus efectos». Como consecuencia, «miles de familias se encuentran en la más absoluta ruina moral y económica, sometidas a expedientes de embargos, multas e intereses desproporcionados». Se preguntó si la nueva ministra tomará ahora alguna de las medidas que propusimos en el Parlamento andaluz para la protección de los afectados. «Solo el tiempo responderá a estas cuestiones, esperemos no tener que invocar aquella famosa frase de “Dios nos coja confesados”», concluyó.

Más información en: http://sevilla.abc.es/andalucia/sevi-contratos-andaluz-nasa-peligro-culpa-impuesto-sucesiones-201806100146_noticia.html#ns_campaign=rrss-inducido&ns_mchannel=abcdesevilla-es&ns_source=wh&ns_linkname=noticia-foto&ns_fee=0

Mariano Rajoy, se compromete en recibir a FENCIS

El presidente del gobierno, Mariano Rajoy, se ha comprometido a recibir a los representantes de FENCIS para buscar juntos la mejor forma de acabar con las injusticias y dramas que está provocando en diversas regiones españolas el cobro del impuesto de Sucesiones y Donaciones. 

Rajoy recibió en Cádiz, el viernes 11 de mayo, a Juan Carlos Valverde, presidente de Stop Impuesto Sucesiones, la organización que encabeza la lucha contra el Impuesto en Andalucía, y aceptó recibirle pronto para debatir sobre ese impuesto, que es, probablemente, el más impopular e injusto de todos los vigentes en España. 

Valverde entregó al presidente del gobierno una carta en la se aportan argumentos y razones para eliminar ese impuesto y se solicita un debate sosegado sobre ese tributo, causante de injusticias, dramas familiares y muchos daños a las personas y al tejido empresarial.

Más información en: http://sevilla.abc.es/andalucia/sevi-rajoy-reunira-plataforma-contra-impuesto-sucesiones-201805151242_noticia.html

Un impuesto canalla

Juan Carlos Valverde, presidente de Stop Impuesto Sucesiones, la asociación que lucha contra el Impuesto de Sucesiones en Andalucía, ha definido como "impuesto canalla" al tributo que penaliza las herencias, el mas injusto, anticonstitucional, impopular y denostado de España, en una intervención en el madrileño teatro de La Latina, ante un auditorio convocado por el partido VOX, donde se dió la oportunidad de defender sus causas a varios representantes de la sociedad civil española.

La recién creada Federación Nacional Contra el Impuesto de Sucesiones (FENCIS), que une a las organizaciones de Andalucía, Aragón y Asturias y que ha decidido utilizar todas las tribunas posibles para difundir por todas las tierras de España la lucha contra el Impuesto de Sucesiones y Donaciones, posiblemente el tributo más impopular y denostado por la ciudadanía, estuvo representada por el presidente de Stop Impuesto Sucesiones (Andalucía), Juan Carlos Valverde, que defendió el sábado 10 de marzo, en el madrileño teatro de La Latina, en un acto organizado por el partido VOX, la necesidad de eliminar con urgencia el más cruel, impopular, anticonstitucional y antidemocrático de todos los impuestos existentes en España.

Representantes de FENCIS han tenido previamente contactos con Mariano Rajoy, Albert Rivera y representantes de UPyD, entre otros líderes políticos, y preparan entrevistas con el resto de los partidos, a los que quieren convencer de que ese impuesto debe ser eliminado y deben también solucionarse los dramas familiares que ese tributo ha ocasionado, con empresas familiares cerradas, familias arruinadas, embargos y deudas impagables que crecen por los impuestos que aplican las administraciones públicas.

Valverde defendió en el abarrotado teatro madrileño el carácter "canalla" del Impuesto de Sucesiones y Donaciones, por su capacidad de destruir empresas y familias, al mismo tiempo que deteriora la economía española, espanta a los inversores y provoca situaciones de extrema injusticia y dolor entre los que se arruinan por haber heredado o tienen que renunciar a sus herencias ante la imposibilidad de pagar lo que las administraciones, implacables y sin piedad, les exigen.

Stop Impuesto Sucesiones avisa: «La exención del millón de euros sólo tiene validez durante 2018»

La plataforma ciudadana Stop Impuesto Sucesiones no está dispuesta a tirar la toalla tras la rebaja del tributo pactada por el PSOE y Ciudadanos dentro del acuerdo de presupuestos para 2018. Considera que la exención del impuesto para parientes directos que hereden hasta un millón de euros es «hito logrado gracias a las protestas populares», pero no resuelve el problema. Por ello ha iniciado una ronda de entrevistas con tres partidos de la oposición (Ciudadanos, Podemos y PP) con el objetivo de presentar una proposición no de ley que escenifique el apoyo del Parlamento a las familias que no pueden hacer frente a su pago.

La plataforma solicita paralizar los expedientes en curso de las familias por este impuesto en tanto no existan resoluciones judiciales definitivas, que, según esta asociación, están siendo ya favorables para los afectados.

Stop avisa de que la exención del primer millón «sólo tiene validez para el año 2018 y no afecta nada más que a los herederos directos (hijos, cónyuges, padres y nietos), sin contemplar las donaciones». «El objetivo no estará satisfecho hasta que se consiga la supresión completa de ese impuesto o su bonificación máxima, en un 99,9 por ciento», afirma.

La asociación que preside Juan Carlos Valverde retoma así su actividad reivindicativa ante el «clamor de muchas familias» afectadas por procesos de embargo, multas e intereses por no poder pagar el impuesto de sucesiones. En esta difícil tesitura se encuentra Ana Pérez, la pensionista de El Ejido que, como publicó ayer ABC, se enfrenta a una amenaza de embargo por una herencia de su hermana ante la imposibilidad de pagar 68.833 euros a la Junta en concepto de impuesto de sucesiones y 70.000 euros como plusvalía al Ayuntamiento almeriense.

Según expone la plataforma en una nota de prensa, representantes de Podemos, Ciudadanos y del PP se han mostrado dispuestos a «luchar en el Parlamento por la protección de las familias afectadas por el impuesto de sucesiones, entre las que hay algunas desesperadas por procesos de embargo, por los intereses que les cobra la Junta, obligadas a cerrar negocios y con deudas debido a las elevadas cantidades que deben abonar por haber heredado».

Proposición parlamentaria

El Parlamento andaluz ya rechazó una proposición no de ley similar, que contó con el único voto a favor del PP, si bien ahora Podemos, PP y Ciudadanos se han comprometido a «presentar y apoyar de nuevo esa propuesta, una vez consensuada, cuando próximamente se someta a votación», señaló Stop Impuesto Sucesiones.

Aunque la propuesta no sea vinculante, Stop cree que el «PSOE se sentirá aislado y enfrentado a su pueblo y al bien común si es el único partido que se niega a reparar esas injusticias familiares generadas por el brutal tributo a las herencias». A la vuelta de la Navidad, Valverde reanudará la ronda de entrevistas con PP, Podemos y Cs para ultimar la proposición.

Más información en: http://sevilla.abc.es/andalucia/sevi-stop-impuesto-sucesiones-avisa-exencion-millon-euros-solo-tiene-validez-durante-2018-201801042316_noticia.html

La letra pequeña de la reforma del impuesto de sucesiones en Andalucía vigente desde el 1 de enero

Las doce uvas de la suerte han venido acompañadas este año de una buena noticia. Desde el pasado 1 de enero las herencias inferiores al millón de euros están exentas de pago en Andalucía gracias a la presión social ejercida y al empeño de Ciudadanos, que forzó esta reforma fiscal a cambio de dar su apoyo a los presupuestos de la Junta para 2018. Pero la rebaja tiene una letra pequeña que conviene leer con detenimiento porque la regla general tiene limitaciones en el tiempo (no se aplica con carácter retroactivo) y en el parentesco.

¿A qué herederos afecta?

Se eleva hasta un millón de euros el listón de las herencias que no abonan el impuesto de sucesiones y donaciones. Hasta entonces el mínimo exento era de 250.000 euros. Solo afecta a parientes directos del fallecido: hijos, cónyuges y nietos. Los hermanos, sobrinos, tíos y primos que reciban herencias deberán pagar lo mismo que antes por los bienes del difunto, que pueden ser viviendas, vehículos, dinero en cuentas, acciones y seguros de vida.

Rafael Moya, abogado de la plataforma online Easyoffer, del bufete MFC en Sevilla, considera que los efectos de la modificación son insuficientes: «Esta norma beneficia al heredero de clase media, pero está muy limitada por el parentesco. Por un lado, hay un efecto positivo porque aumenta la cuantía de la base imponible para tributar, pero no es suficiente porque las modificaciones están muy limitadas por el parentesco, a las líneas 1 y 2 de descendencia. Hay muchos ciudadanos en Andalucía que heredan fuera de ese vínculo y que seguirán tributanto el impuesto completo».

¿El patrimonio cuenta?

Para aplicarse la bonificación máxima es preciso que el patrimonio preexistente del heredero en el momento de tramitar la herencia y recibir los bienes no supere el millón de euros.

¿Qué ocurre si fallece antes de 2018?

La reforma fiscal no tiene carácter retroactivo, por lo que no afecta a las herencias de los fallecidos antes del 1 de enero. Hay personas pendientes de abonar el tributo que quedarían exentos de pagar si se les aplicara la modificación. Lo que cuenta es la fecha de la muerte del causante. Aquellos que recientemente renunciaron a su herencia o tienen expedientes sancionadores por impago del impuesto no se beneficiarán de esta rebaja.

La retroactividad de la medida es, sin embargo, uno de los caballos de batalla de los afectados agrupados en la Asociación Stop Impuesto de Sucesiones, que hubiese preferido una bonificación del 99,9%.

¿Es mejor donar en vida?

Depende otra vez del parentesco y del destino que tenga esa donación. El cambio aplicado en Andalucía afecta a las donaciones inter vivos porque se aumenta la cantidad exenta de tributar pero con restricciones. Los hijos y descendientes menores de 35 años o que tengan una discapacidad sólo pagarán un 1% por una donación de dinero de su padre siempre que el cien por cien de la cuantía donada se destine a comprar una vivienda.

Si la cantidad donada se dedica a crear o ampliar una empresa también se eleva el mínimo exento hasta el millón de euros. Eso sí, la empresa debe mantenerse activa durante los cinco años siguientes a la fecha de la escritura pública de la donación. De lo contrario, hay que pasar por caja.

Más información en: http://sevilla.abc.es/andalucia/sevi-letra-pequena-reforma-impuesto-sucesiones-andalucia-vigente-desde-1-enero-201801040724_noticia.html

Sucesiones de nuevo

Alrededor del impuesto de sucesiones, especialmente en Andalucía, existen una serie de leyendas urbanas que algunos políticos, de manera poco responsable, con ánimo electoral y el simple objetivo de desgastar al rival, se han ocupado de propalar a los cuatro vientos. Desde la tan falsa como célebre afirmación de que ese impuesto pretende gravar sólo a ricos (¿qué entenderán por ricos estos señores?), de uso generalizado entre buena parte de nuestra izquierda, hasta los dos inveraces grandes éxitos entre la oposición al susanismo según los cuales, primero, los andaluces no cesan de renunciar a sus herencias por no poder pagar el impuesto y, segundo, allí donde gobiernan la gente no paga por heredar.

Seamos serios. No es un impuesto para lo que llaman con evidente ánimo peyorativo ricos, sino para las clases medias, que han sufrido la injusticia del impuesto en su configuración actual. Tampoco en Andalucía se repudian las herencias por su causa -desgraciadamente, la crisis ha sido tan intensa que mucha más gente de la que imaginamos fallece sin nada más que repartir que deudas- ni allí donde gobierna el PP en el ámbito municipal han dejado de pagarse impuestos (la plusvalía) al fallecimiento del propietario de bienes urbanos. Estas son las verdades que unos y otros esconden para situar el debate sobre el Impuesto en el centro de un debate trucado.

En estos días se ha aprobado una importante reforma del impuesto en Andalucía, según la cual no lo pagarán quienes hereden a sus ascendientes, descendientes o cónyuge menos de un millón de euros y siempre y cuando su patrimonio preexistente -el de quien hereda- sea inferior a esa cifra. Esta reforma es un parche, insuficiente, poco generosa, no aborda algunas cuestiones centrales (¿por qué no extender ese beneficio fiscal a las transmisiones en vida?, por ejemplo), pero indudablemente constituye un avance respecto a lo anterior. Por supuesto, hay un nutrido grupo de políticos que reclaman la paternidad del mérito: más medias verdades. Si el mérito es de alguien es de la sociedad civil, de organizaciones como Asaja, Stop Impuesto de Sucesiones, confederaciones empresariales que han empujado a los políticos, reacios, a aprobar esta reforma a través de campañas y movilizaciones en toda Andalucía. Si alguien tiene el mérito, son ellos.

¿Qué hacer? Si la supresión no es una opción, hagan lo sensato. Señores políticos: tengan un discurso único para toda España, armonicen a nivel nacional (no más ciudadanos de segunda), simplifiquen el tributo y establezcan tipos no confiscatorios. No parece tan complicado.

Fuente: http://www.eldiadecordoba.es/opinion/articulos/Sucesiones-nuevo_0_1198680509.html

De obligada lectura: Sucesiones, plusvalía, hipotecas... las renuncias de herencias se disparan

En 2016, se produjeron en España 384.633 herencias. Poco más del 10%, es decir, casi 38.800 fueron rechazadas por los legítimos herederos. Las cifras en sí mismas no dicen mucho, pero si las comparamos, por ejemplo, con las de 2007, año del estallido de la crisis, adquieren mayor sentido. Hace una década se produjeron en España 323.411 herencias, casi un 20% menos que en 2016, mientras que las renuncias se han multiplicado por tres. Hace diez años se ejercía este derecho en 3,4 herencias de cada cien. El año pasado, la cifra aumentó a diez, según datos del Consejo General del Notariado.

Más información en el siguiente enlace:

https://www.elconfidencial.com/vivienda/2017-12-10/herencia-casa-impuestos-donaciones-precios_1478729/?utm_campaign=BotoneraWebapp&utm_source=whatsapp&utm_medium=social

Nuestra directiva #STOPImpuestoSucesiones ante la Comisión de Hacienda y Administración Pública

Comparecencia de los agentes sociales y organizaciones que pudieran estar interesados en la regulación del Proyecto de Ley del Presupuesto de la Comunidad Autónoma de Andalucía para el año 2018.