El Partido Popular de Casado: aciertos, contradicciones y dudas

El Partido Popular ha presentado en el Senado una proposición de ley para suprimir el Impuesto de Sucesiones y Donaciones en todo el territorio nacional, dando así un paso adelante de gran importancia, ya que hasta ahora sólo proponía la bonificación al 99 por ciento en las autonomías donde gobernaba.

Pero ese paso, positivo y prometedor, despierta dudas y pone de manifiesto las falsedades y contradicciones del PP, que mientras defiende en el Senado que el Impuesto de Sucesiones y Donaciones desaparezca, lo mantiene y aplica con crueldad inaudita en Castilla y León y Galicia, donde gobierna, y plantea en Andalucía una reforma tímida y decepcionante que sólo libera del brutal tributo a hijos y nietos, manteniéndolo para hermanos, sobrinos y restantes grupo de herederos.

Es como si tomaran por tontos a los españoles y quisieran engañarlos con promesas falsas que ya tuvieron protagonismo en el pasado, cuando Rajoy prometió bajar los impuestos y los subió y cuando decía que acabaría con el rastro del Zapaterismo y a cambio lo condecoró y dejó intactas sus principales leyes, sobre todo la indecente y nociva ley de la Memoria Histórica.

El PP defiende la acertada tesis de que es necesario suprimir totalmente el Impuesto de Sucesiones y Donaciones, en busca de "un sistema tributario justo, inspirado en los principios de igualdad y progresividad, que en ningún caso, tendrá carácter confiscatorio", tal como se establece en la Constitución. 

Pero pocas personas ya se fían de las promesas del PP. Desde la Asociación Stop Impuesto Sucesiones Andalucía, cuya lucha contra ese cruel e injusto impuesto ha sido decisiva para la sustitución del anterior gobierno socialista de la Junta, se saluda esa decisión por lo que significa de corrección de errores importantes del pasado y de avance hacia una sociedad más justa y democrática, pero, al mismo tiempo, recuerda al Partido Popular que sigue manteniendo vigente ese impuesto en Galicia y Castilla y León, donde gobierna, y que, si quiere ser consecuente con su propuesta en el Senado, debe bonificar también en Madrid y Andalucía, comunidades presididas por el PP, ese impuesto en todas las herencias, no sólo cuando los herederos son hijos o nietos, como en la actualidad. 

Es lógico también, después del paso dado en el Senado, que el PP, en las autonomías donde gobierna, solucione el drama de las personas y familias víctimas de un impuesto injusto, anticonstitucional y de una crueldad insólita, que cuya aplicación sin piedad y alevosa ha sembrado el dolor y la ruina en miles de víctimas, destrozado familias y cerrado empresas, desplegando una política de tierra quemada con embargos, multas, intereses abusivos, tasaciones que duplican y triplican los precios de mercado y una subastas de bienes embargados que otorgan las herencias a subasteros profesionales, muchos de ellos conectados al poder. Las miles de víctimas estafadas por los gobiernos que les arrebataron sus herencias y que les destrozaron sus vidas con tasaciones brutales, embargos, multas y subastas, que hoy se arrastran por la vida con sus sueldos secuestrados y sus familias hundidas, merecen el apoyo de los gobiernos autonómicos donde gobierna el PP. 

Del PSOE ni siquier merece la pena hablar porque ese partido sigue empeñado en aplicar el impuesto con toda crueldad, bajo el falso argumento de que sólo lo pagan los ricos, una mentira supina y fácilmente comprobable en las estadísticas y notarías, donde queda demostrado que los ricos, con sus trucos fiscales de ingeniería, eluden un impuesto que sólo arruina y maltrata a trabajadores, autónomos y profesionales de las clases medias. 

El PP debe entender que los tiempos en los que se engañaba fácil e impunemente a los españoles han concluido y que ahora los electores han aprendido a vengarse de los que le maltratan y engañan, de los hipócritas y mentirosos. Ahí están para demostrarlo las grandes perdidas de votantes que han padecido los dos grandes partidos españoles, el PSOE y el PP, maestros en engaños y falsedades. Proclamar la supresión del Impuesto en el Senado, donde el PP tiene mayoría, sabiendo que ese propuesta no prosperará porque la tumbará el Congreso tiene un mérito relativo, pero lo que clama al cielo y desborda falsedad e hipocresía es proclamar la supresión de un impuesto claramente injusto que el mismo PP mantiene vivo y sangrante en Galicia y Castilla y León, donde podría bonificarlo al 99 por ciento, lo que equivale casi a suprimirlo, y aplica en Andalucía y Madrid una bonificación parcial y tímida, que sólo afecta a herederos hijos y nietos, pero que exprime y esquilma con cantidades obscenas a los herederos que son hermanos, sobrinos, primos y otros parientes. 

El PP, si quiere recuperar votos perdidos y si pretende evitar que VOX se haga con la mayoría absoluta hacia la que avanza, empujado y sostenido por millones de ciudadanos decepcionados y cansados de ser maltratados, debe aprender a regenerarse, a decir la verdad y a cumplir sus promesas. 

Francisco Rubiales 

Más información: https://www.votoenblanco.com/El-Partido-Popular-de-Casado-aciertos-contradicciones-y-dudas_a7427.html

Quieren abandonar a miles de afectados

Tras las promesas electoralistas el pueblo dio el gobierno de Andalucía a quienes prometieron acabar con el abuso canalla del poder que significa el Impuesto de Sucesiones y Donaciones. Una vez alcanzado el gobierno la promesa de su eliminación real quedo nuevamente en meras palabras, la reforma propuesta deja fuera a tíos, sobrinos, hermanos..... Igualmente pretenden abandonar a los miles de familias afectadas, negándose a aplicar los mecanismos legales que les permitan un atisbo de esperanza a la situación desesperada en que se encuentran. El poder creo la enfermedad, reconoció su injusticia y ahora plantean una simple y parcial vacuna, ¿Pero que hacemos con los ya afectados? ... Pretenden abandonarlos a su suerte y que vallan consumiéndose en su desgracia, quizás porque los muertos ya no dan problemas ni votos.... Pues se equivocan, lo hicimos una vez y volveremos a hacerlo, la verdad y justicia solo tiene un camino, en democracia las falsas promesas y la traición al pueblo se pagan duramente

¡Llego el momento de la verdad!. Partido Popular y Ciudadanos

Partido Popular y Ciudadanos, déjense de palabras grandilocuentes y adopten de una vez por todas la solución real que les exige la sociedad para acabar de una vez y para siempre con el drama que viven miles de afectados por el impuesto de Sucesiones y Donaciones.

El presidente de 'Stop Impuesto Sucesiones' en contra de la subida del impuesto de sucesiones: "El Estado se está cebando con la clase trabajadora y la arruina

Hacienda quiere armonizar al alza el impuesto de sucesiones en toda EspañaPP y Ciudadanos han pactado eliminarlo en Andalucía. La armonización se llevaría a cabo con una subida de los impuestos. El presidente de 'Stop Impuesto Sucesiones' está en contra de la propuesta de Hacienda y denuncia que "el Estado se ceba con la clase trabajadora y la arruina".

Hacienda quiere armonizar al alza el impuesto de sucesiones en toda España. La armonización conllevaría una subida de los impuestos en toda España. El impuesto de sucesión, ya fue declarado ilegal por el Tribunal de Justicia Europeo en el año 2012.

El presidente de 'Stop Impuesto Sucesiones'Juan Carlos Valverde muestra su descontento con esta medida, ya que, "la realidad demuestra que se estan cebando con la clase trabajadora". Juan Carlos Valverde denuncia que "cuando un Estado se ceba con la clase trabajadora y la arruina, no tiene justificación". Igualar el impuesto de sucesiones en toda España será "igualarlo hacia arriba", defiende Juan Carlos Valverde.

"Más de la mitad de los países en Europa no pagan el impuesto de sucesiones y en otro es meramente testimonial", denuncia Juan Carlos Valverde. El presidente de'Stop Impuesto Sucesiones'defiende que el ahorro sirve para dejar a tus hijos con una vida mejor, y" la señora Montero se cargará el ahorro de las familias"con estas medidas.

Francisco Carnicer es uno de los afectados del impuesto de sucesiones, heredó de su tía una casa y un local de 600.000 euros y le exigen pagar 100.00 euros de intereses después de terminar de pagar el impuesto recientemente desde el año 2012.

Más información: https://www.antena3.com/programas/espejo-publico/noticias/video-presidente-de-stop-sucesiones-contra-subida-del-impuesto-de-sucesiones-se-estan-cebando-con-la-clase-trabajadora-y-la-arruinan_201901025c2c8a440cf24fd7573c0cd3.html

Dolores, la parada arruinada por el impuesto de Sucesiones andaluz: la Junta le pide 800.000 euros

MARIA+DOLORES.jpg

Fuente: El Español

"Esto acaba con mi muerte", dice desconsolada María Dolores de los Santos. A esta sevillana desempleada de 55 años le han embargado todos sus bienes y propiedades. No tiene nada. Por ahora, vive en una casa que ya no es suya y que le pueden subastar en cualquier momento, le han quitado los 80.000 euros que había ahorrado durante toda su vida, la posibilidad de darle unos estudios a su hija de 16 años, de tener, en definitiva, un futuro. La Agencia Tributaria se le ha echado encima y le pide 800.000 euros por no haber liquidado el impuesto de Sucesiones de la herencia de sus padres, un legado que nunca aceptó ni recibió. 

María Dolores ha dedicado su vida a cuidar de sus padres y de su abuela. Ha visto cómo su familia se deslomaba cada día de su existencia para construir lo que ahora ni siquiera puede tocar. Su marido, de 53 años, está estudiando para ser maestro y es el que ahora tira de ella y de su hija. Cobra una renta activa de inserción de 430 euros mensuales. Es el único dinero que entra en casa o, al menos, donde ahora viven. 

Con la voz entrecortada y conteniendo las lágrimas, en conversación con EL ESPAÑOL, Dolores cuenta cómo empezó todo, cómo en cuestión de tres años se ha "hundido su mundo", su perspectiva. "He estado todo este tiempo sin saber cómo salir de este túnel". Esta sevillana hace de su nombre, una realidad y habla de una herencia que no ha heredado ni piensa heredar. 

María Dolores de los Santos en una rueda de prensa

Su padre había fallecido en 2012 y tres años después lo hizo su madre. En ninguno de los dos casos, ni su madre, en un primer momento, ni ella, ni su hermano, presentaron las liquidaciones por el impuesto de Sucesiones que deberían haber cumplimentado, no procedieron a aceptar la herencia y tampoco se adjudicaron bien alguno. Simplemente continuaron con sus vidas, pero este tributo se tenía que declarar en un plazo de seis meses contados desde el día en el que un familiar directo fallece, siempre y cuando los herederos acepten la herencia

En caso de no aceptarla, se debe renunciar a la misma si no se puede afrontar el pago del impuesto o no quiere heredar deudas. 

Le dijeron directamente que le embargaban

Nadie hizo nada. Pero a finales del año 2015 Dolores recibió la visita de una funcionaria en su casa. La Agencia Tributaria le decía que no había cumplido con su obligación de liquidar el impuesto tras la muerte de su madre y le comunicaban que le embargaban la casa. Descolgó el teléfono, ya nerviosa, relata la afectada, y llamó al Erario Público andaluz, comunicando que su padre también había fallecido. Algo que dicho ente desconocía. 

Cuando acudió a la Junta de Andalucía, Dolores llevó todos los papeles que tenía en su mano: el testamento y el dinero de las cuentas bancarias. Allí le recomendaron firmar un "acta de conformidad" por la herencia de sus padres para "evitar una multa mayor". La funcionaria le dijo que tenía que firmar y pagar. "Estaba desbordada y asustada, nadie me dijo que tenía que ir a un notario, ni que tenía que aceptar la herencia. Así que firmé, pero en realidad di cuatro pasos atrás", relata entre llantos, la afectada. 

Fue entonces cuando la Hacienda de la Junta de Andalucía puso en marcha toda su maquinaria sancionadora, valoró el legado de sus padres en 3,5 millones de euros y el organismo autonómico le reclamó más de 800.000 euros a cada uno de los hermanos por el montante de la deuda del impuesto de sucesiones, la sanción y los intereses. Una suma que con el paso del tiempo, se va haciendo más y más grande. 

El siguiente capítulo fue poco después en la Agencia Tributaria estatal, encargada de ejecutar los embargos. Allí fue cuando la funcionaria le pidió toda la documentación relativa a la herencia de sus padres así como el documento en el que ella había aceptado recibir el legado. Pero no tenía dicha documentación. La trabajadora sorprendida, le dijo: "Es la primera vez que giro un impuesto sin el documento de aceptación de la herencia". A Dolores le saltaron todas las alarmas y tras vivir prácticamente su desgracia en silencio, pidió ayuda a la Asociación Stop Impuesto Sucesiones. 

No tiene ningún derecho sobre los bienes de sus padres

Para entonces a Dolores ya le habían embargado todos sus bienes y propiedades: su piso en Sevillla, los 80.000 euros que tenía ahorrados y que el Erario Público le había detraído de sus cuentas bancarias, la mitad de un apartamento en Matalascañas y una plaza de garaje.Pero la cosa no había quedado ahí. El embargo no suplía la deuda y Hacienda también le quitó sus derechos hereditarios sobre los bienes que supuestamente había recibido.

Es decir, no solo le habían embargado todo lo que tenían sus padres, sino que ya no estaban ni siquiera a su nombre, ni al de su hermano, que debe a Hacienda casi la misma cantidad -le piden menos por tener una minusvalía-. No tiene ningún derecho sobre ellos. "A mi me da igual el dinero, yo no podía hacer frente a nada, pero me han arrebatado lo más importante, todo el valor sentimental, ya no puedo ver todo lo que construyeron desde cero", cuenta María Dolores. 

Maria Dolores, la desempleada a la que Hacienda le pide 800.000 euros por una herencia

Su abogado, Armando Rozados, relata a EL ESPAÑOL, que todo el "calvario de esta buena mujer" se debe principalmente a un "cúmulo de errores, de mala información y de desconocimiento" de una familia media andaluza, que no hace nada cuando se muere el padre, ni la madre. 

El principal problema es que María Dolores no sabía que tenía que aceptar o rechazar la herencia de sus padres. Nadie se lo dijo y no hizo nada. Pero ahora, según explica su abogado, Hacienda no aprueba que Dolores no aceptase la Herencia tácitamente. No les vale esa excusa. El siguiente paso es que esta sevillana renuncie a la herencia expresamente ante el notario. 

Para ello, el letrado ha presentado un escrito ante la Agencia Tributaria de Andalucía en el que solicita la nulidad de las liquidaciones tributarias,la suspensión inmediata de la ejecución y el levantamiento de los embargos que afectan a los bienes privativos que tenía Gloria antes de que fallecieran sus padres y a la herencia que no ha aceptado. 

"No es heredera ni ha heredado" porque no ha aceptado la herencia, argumenta Rozados. En otras palabras, no concurre ninguno de los supuestos que justifican el cobro del impuesto de sucesiones, que es principalmente uno: cobrar la herencia. 

La valoración que la Junta de Andalucía ha hecho de los locales, el piso y el solar que les dejaron en herencia sus padres a Dolores "está por las nubes". Por lo que la afectada y su abogado también exploraron la opción de poder cubrir la deuda con uno de esos locales -es decir, recurrir a la dación en pago-, que el Erario valoró en "1.600.000 euros". "Lo intentamos pero Hacienda te dice con la boca pequeña que no quiere eso"

Dolores se lamenta:"Que me quiten todo lo que he heredado, pero nada más. Por favor, me han quitado mi vida, tengo que salir adelante y me han cerrado todas las puertas".

En Madrid, Dolores habría pagado 2.500 euros

Por ponernos en el caso, si estos dos hermanos hubieran aceptado la herencia ante el notario y con ello pagar en su día el Impuesto de Sucesiones, ambos tendrían que haber pagado aproximadamente unos 400.000 euros."Es una injusticia, yo soy andaluza, pero también española y, por ejemplo en Madrid, no tendría que pagar casi nada", critica Gloria. Su abogado le da la razón, si fuese de la capital española habría tenido que pagar "aproximadamente unos 2.500 euros". La diferencia es abismal. 

Precisamente, la supresión del Impuesto de Sucesiones ha estado en boca de los candidatos a presidir la Junta de Andalucía durante las elecciones autonómicas. En su programa, la lista liderada por el líder del PP en Andalucía, Juanma Moreno Bonilla, apostaba por  "una supresión de facto" del Impuesto en su programa económico. 

Similar fue la propuesta de VOX, que también propuso la eliminación del impuesto durante la campaña electoral, tras lo que irrumpieron en la Junta con 12 escaños. Hasta el momento, el único cambio respecto a este impuesto en el territorio lo consiguió la formación de Albert Rivera. Ciudadanos puso como linea roja la supresión del impuesto para todos los contribuyentes que heredasen menos de un millón de euros a partir del 1 de enero de 2018 en Andalucía. Eso sí, herederos directos, es decir, de tu madre o de tu padre.

Este acuerdo era una condición indispensable para que el partido naranja renovase el pacto de investidura suscrito con el PSOE para la toma de posesión de Susana Díaz como presidenta en 2015.

¿Suprimirán el Impuesto de Sucesiones en Andalucía?

¿Cumplirán los partidos sus promesas? Lo cierto es que entre las comunidades autónomas existen grandes disparidades respecto al pago de este impuesto. Cada región sigue su criterio. 

Existe un grupo de comunidades donde los herederos sólo tienen que abonar un importe simbólico del impuesto de Sucesiones: Asturias, Baleares, Canarias, Castilla-La Mancha, Galicia, Extremadura, Madrid, Murcia y La Rioja, así como los territorios forales. 

Pero hay otro segundo conjunto de regiones donde este impuesto no se paga si lo heredado no supera ciertas cantidades: es, por ejemplo, el caso de Andalucía, que establece un límite de 1.000.000 de la base imponible; Castilla y León (400.000) o Aragón, donde los menores de edad tienen una reducción del 100%, aunque con un máximo de 3.000.000. Cantabria regula una bonificación del 100% si las bases imponibles son inferiores a 100.000; Cataluña regula una bonificación, del 99% al 20% e inversamente proporcional a la base imponible. Y en la Comunidad Valenciana la bonificación es del 75%.

Y por otro lado, según explican expertos de Bankinter en su blog, para el cónyuge, los descendientes, ascendientes y adoptados de 21 o más años: las comunidades que, prácticamente, liberan de tributación en 2018 a este grupo son, además de los territorios forales del País Vasco (tributan al 1,5%), Canarias, Extremadura, Madrid, Murcia y La Rioja.

TELECINCO EN EL PROGRAMA DE ANA ROSA

https://www.telecinco.es/elprogramadeanarosa/herencia-andalucia-impuesto-sucesiones-embargada-entrevista_2_2674905036.html

https://www.telecinco.es/elprogramadeanarosa/maria-dolores-arruinada-herencia-sevilla-junta-andalucia-800000-euros_2_2674905033.html

Los 300 millones del Impuesto de Sucesiones que han cavado la tumba de Susana Díaz

Los partidos políticos que se han presentado a las elecciones andaluzas prometiendo la supresión del Impuesto de Sucesiones -PP, Ciudadanos y Vox-, han resultado vencedores. Los que han titubeado sobre el mismo, PSOE y Podemos, han perdido. El Impuesto de Sucesiones ha sido una de las claves fiscales en la victoria del bloque de derechas en los comicios andaluces.

Por poco más de 300 millones de euros, Susana Díaz ha puesto en peligro 40 años de Gobierno del PSOE en Andalucía. Es la cantidad, aproximada, que la Comunidad Autónoma recaudará este año por el Impuesto de Sucesiones, tras la reforma acordada por PSOE y Ciudadanos, que ha entrado en vigor este año, y que ha situado el mínimo exento en el millón de euros. En 2017, este impuesto supuso menos del 2,5% de lo que la Junta de Andalucía recaudó por impuestos directos, indirectos y tasas.

En los nueve primeros meses del año, la recaudación en Andalucía por el impuesto sobre sucesiones y donaciones ha alcanzado los 213,5 millonesde euros, 51,5 millones menos que en el mismo periodo de 2017, tras la reforma aplicada, según informó el mes pasado Europa Press, que aludió a datos de la Consejería de Hacienda y Administración Pública.


"Somos apolíticos, pero hemos pedido el voto para los que han prometido la supresión del impuesto", dicen en la Asociación STOP Impuesto de Sucesiones.

A pesar de la reforma, el impuesto ha seguido siendo un quebradero de cabeza para miles de familias andaluzas. "Fue sólo un maquillaje", dice Juan Carlos Valverde, presidente de la Asociación STOP Impuesto Sucesiones. "La reforma es temporal, se pactó hasta este 31 de diciembre, no es un cambio de la Ley de Financiación Autonómica, que sería lo determinante", explica. "Y sólo afecta a familiares directos, cónyuges e hijos", añade.

La asociación ha protagonizado manifestaciones en Andalucía a las que han acudido entre 3.000 y 5.000 personas, asegura Valverde, y sus vídeos "han tenido hasta cinco millones de visitas". El pasado mes de julio, afectados por el impuesto de sucesiones en Andalucía, miembros de la asociación, que ocuparon la tribuna de invitados del Parlamento andaluz, fueron desalojados del Pleno después de que acusaran a responsables del Gobierno de Susana Díaz de "robar dinero al pueblo para gastárselo en cocaína y putas".

"Somos apartidistas y apolíticos, no nos decantamos por ningún partido, a nuestras manifestaciones han acudido socialistas y comunistas", indica el presidente de la Asociación STOP Impuesto Sucesiones. "Pero hemos pedido el voto para los partidos que han prometido su supresión", añade.

"Podemos al principio nos recibió muy bien, pero creemos que hubo una llamada desde Madrid que cortó esa tendencia", dicen en la asociación

Durante la campaña electoral, "nos hemos entrevistado con los representantes de todos los partidos, a excepción del PSOE, que no nos han recibido", comenta Valverde. "De Ciudadanos, la respuesta al principio fue que era muy difícil, pero al final, poco a poco, logramos convencerlos", recuerda. "El PP hizo causa común, abanderando la idea de la supresión del impuesto, pero llama la atención que, por ejemplo, en Castilla y León, donde gobiernan, lo sigan manteniendo", señala.

"VOX llevaba desde el primer momento la supresión del impuesto", afirma. "Podemos nos recibió al principio, les trasladamos el daño que se causaba a las familias andaluzas que estaban sufriendo embargos por herencias recibidas, y reaccionaron muy bien, pero creemos que hubo una llamada desde Madrid que cortó esa tendencia", apunta el presidente de la asociación.

El impuesto en los programas

El PSOE no alude en el programa con el que se ha presentado a las elecciones en Andalucía al Impuesto de Sucesiones. En realidad, el partido liderado por Susana Díaz evita en todo su programa la palabra 'impuesto', tan sólo recogida para referirse al estudio de "la implementación de un sistema tributario, en aquellos impuestos y tasas cedidas, más beneficioso para las empresas culturales".

El PP incluye en su programa electoral como cuarto principal "compromiso con los andaluces" la "rebaja del IRPF a trabajadores, autónomos y pensionistas hasta igualar con la Comunidad Autónoma donde menos se pague y eliminación del Impuesto de Sucesiones y Donaciones en Andalucía".

Ciudadanos afirma en su web, en referencia a su programa electoral para Andalucía, que ha conseguido desde la oposición la eliminación del Impuesto de Sucesiones. "El PSOE ha hecho que los andaluces, pagando más impuestos, cada vez estemos más endeudados", afirma el partido liderado por Albert Rivera.

VOX recoge en sus 100 medidas para España la supresión en todo el territorio nacional del Impuesto de Sucesiones

Podemos (Adelante Andalucíaincluye en su programa electoral con el que se ha presentado a las elecciones celebradas el domingo la posibilidad de establecer "un suelo mínimo de tributación para aquellos tributos en los que se ha experimentado competencia fiscal desleal entre CCAA, que incluye el Impuesto sobre Sucesiones y Donaciones".

La formación liderada en Andalucía por Teresa Rodríguez también recoge en su programa derogar "las últimas dos reformas sobre el Impuesto de Sucesiones y Donaciones, y garantizar su progresividad y la eliminación de los errores de salto que han caracterizado este tributo y que solo han sido parcheados con las reformas". 

VOX no ha acudido con un programa electoral propiamente dicho a las elecciones andaluzas. En su documento 100 Medidas para la España Vivacontempla de forma categórica la "supresión del Impuesto sobre el Patrimonio, el Impuesto sobre Sucesiones y Donaciones y Plusvalías municipales en todo el territorio nacional".

Más información en: https://www.vozpopuli.com/economia-y-finanzas/300-millones-impuesto-sucesiones-susana-diaz_0_1196581562.html

Stop Impuesto de Sucesiones: “Todos lo utilizaron en campaña, ahora que ningún pacto lo malogre”

El movimiento ciudadano Stop Impuesto de Sucesiones y la Federación contra el Impuesto de Sucesiones (FENCIS) exigen que las fuerzas políticas no se olviden de eliminar el impuesto de sucesiones. Un tributo que tanto el Partido Popular, Ciudadanos como Vox abanderaron en campaña y que temen que ahora, tras la resaca electoral, pueda quedar malogrado en vorágine de pactos.

En declaraciones a OKDIARIO, Juan Carlos Valverde, presidente de Stop Impuesto de Sucesiones recuerda que “el impuesto ha sido caballo electoral y que también les ha servido para ganar en las urnas”. Añade que “todos lo llevaban en su programa y hablaban de su eliminación”. Valverde matiza que mientras “Vox llevaba desde el principio la eliminación, pero muy pocos han hablado de arbitrar este tributo con medidas como paralizar expedientes”.

No obstante, el presidente de Stop Impuesto de Sucesiones afirma que quieren dejar que pasen estos días y que los partidos disfruten de sus victorias, pero advierte a las fuerzas políticas “que ningún tipo de coalición tire por la borda la eliminación del Impuesto de Sucesiones” porque eso “no se les perdonaría”.  Sobre todo, incide, por la campaña electoral que han desempeñado las distintas fuerzas políticas en estas elecciones andaluzas.

Valverde: “Que ningún tipo de coalición tire por la borda la eliminación del Impuesto de Sucesiones porque eso no se les perdonaría”

Hoy morir en Sevilla es cien veces más caro que morir en Madrid y mil veces más caro que morir en Canarias. El colectivo ciudadano está convencido de que en la futura coalición que conforme el próximo gobierno de la Junta de Andalucía se ha “depositado el hartazgo de la sociedad”. El histórico resultado de las elecciones andaluzas han puesto un punto y final a 37 años de socialismo al frente de la Junta.

Un hecho que ha llenado de esperanza a muchos ciudadanos que han visto como el PSOE ha ignorado sus peticiones año tras año. 

Es el caso del movimiento ciudadano Stop Impuesto de Sucesiones y la Federación contra el Impuesto de Sucesiones (FENCIS). Un grupo de personas que lucharon por erradicar uno de los tributos más injustos que existe: el impuesto de sucesiones. Injusto porque varía dependiendo de la comunidad autónoma donde se resida. Por eso, Juan Carlos Valverde avisa que “no vamos a parar hasta que al drama se le de una solución”.

Impuesto de sucesiones.

Las consecuencias de este gravamen se han visto agudizadas especialmente para familias de Asturias, Aragón y Andalucía, donde el pago de este tributo es más elevado. El impuesto de Sucesiones es un tributo estatal transferido a las Comunidades Autónomas -sin perjuicio de los conciertos forales con Navarra y el País Vasco. Por lo que la carga tributaria que supone este impuesto es muy distinta en función de la comunidad donde se resida.

Es decir, morir en Zaragoza o en Gijón es cien veces más caro que en Extremadura, Murcia o Madrid o mil veces más que en Canarias, aunque el valor de la herencia sea el mismo. En el caso de la Comunidad de Madrid, un descendiente que perciba una herencia de su padre, con una base liquidable de 100.000 euros (tras la aplicación de las reducciones por parentesco), pagaría por el Impuesto sobre Sucesiones unos 124 euros, mientras que, anteriormente, sin la existencia de la bonificación en cuota del 99%, hubiera pagado 12.407 euros.

Más información: https://okdiario.com/economia/2018/12/04/stop-impuesto-sucesiones-todos-lo-utilizaron-campana-ahora-que-ningun-pacto-lo-malogre-3422392